Ser PadresCerrar
Email WhatsApp Compartido por 0 personas

Embarazo

28.02.2018

#MOMMYBLOGGER Mes 8 – Los miedos

¡Uf! La lista es eterna, cuanto más se acercan los 9 meses y el momento de traer a esa personita que tantos esperan al mundo y que sobre todo tú deseas mirar a los ojos más que nunca a nadie, más se va colmando de miedos e incertidumbres la conciencia.

#MOMMYBLOGGER Mes 8 – Los miedos

Es un sentimiento muy difícil de explicar, por un lado está toda la ansiedad, las ganas de finalmente verle la carita a quien llevas tanto tiempo esperando, la felicidad de sentirlo cada vez más cerca, y sobre todo la de compartir este maravilloso momento con tus seres queridos.

Pero por otro lado es inevitable que aparezcan inquietantes preguntas del tipo:

¿Me querrá? ¿Le caeré bien? ¿Seré buena mamá?
¿Sabré qué hacer cuando lo vea? ¿cómo tomarlo? ¿cómo darle de comer?
¿Podré mantenerlo? ¿Seré capaz de hacerlo feliz siendo su mamá y su papá al mismo tiempo?
¿Cómo será que alguien me llame “mamá”?
¿Me aburriré de ser responsable 100% del tiempo de alguien más, si antes apenas podía ser responsable conmigo misma?
¿Extrañaré mi vida de antes?
¿Todos los que quieren a #babyB pensarán que lo estoy haciendo bien?
¿Cuántas últimas veces colecciono en estos últimos dos meses de embarazo?

a21c832124ea3bb2ddede6aa378bc0e2

Y podría seguir, pero ya encuentro bastante valiente poner en palabras todas estas preguntas que estoy segura que el 80% de las mamás se hizo antes de dar a luz y no se animaron a hablar con nadie.

Ojo, yo no las hablé con nadie tampoco, ni siquiera con mi psicólogo, solo me persiguen y decidí vomitarlas aquí para que las lean algunas personas desconocidas… así funciona la lógica del babybrain, ni yo me entiendo.

Pero en fin, es la pura verdad, estos y otros cuestionamientos resuenan en mi mente llevándome a la pregunta mayor una y otra vez: ¿estoy preparada?

63f585d32593e4eb5c5b5d9ee518685f

La respuesta no la tengo, solo puedo esbozar un par de cosas:
Creo que nunca se está preparado para ser papá o mamá. Eso no me tranquiliza, pero es una ley universal.
Mi vida, mi mente, mi cuerpo, mi todo, han cambiado tanto en estos 8 meses que ya no sé realmente qué puedo esperar de mi misma, más que amor, eso sí es algo que siento constantemente en relación a #babyB… ahora si va a alcanzar con eso, ¡¡¡¡¡¡no lo sé!!!!!!
Dudo que alguien efectivamente pueda darme una respuesta a todas estas preguntas, por eso no saco nada con seguir haciéndomelas.
Hay una sola cosa que me da tranquilidad en medio de tantos miedos: yo ya conozco a mi bebé, conozco su energía y todo lo que me transmite desde mi panza y es lo más importante de mi vida desde que está ahí, así que solo me queda esperar que esa conexión única que tenemos, poco a poco pueda ir respondiendo a esa aterradora lista cuando él esté acá.

Al final este mes es uno más dentro del caos emocional del embarazo, el desorden más lindo que mi cuerpo haya experimentado jamás.

Comenta este post

cerrar