Ser PadresCerrar
Email WhatsApp Compartido por 0 personas

Maternidad

14.05.2013

Amor de perros

Seguramente si toda la gente supiera lo beneficioso que es para los niños crecer con una mascota a su lado, no botarían tanto perros y gatos a la calle. Claro, porque lamentablemente en nuestro país se ha transformado en una horrible costumbre deshacerse de la mascota porque ladra, porque grande ya no es tan lindo, […]

Amor de perros

Seguramente si toda la gente supiera lo beneficioso que es para los niños crecer con una mascota a su lado, no botarían tanto perros y gatos a la calle. Claro, porque lamentablemente en nuestro país se ha transformado en una horrible costumbre deshacerse de la mascota porque ladra, porque grande ya no es tan lindo, porque rompe las cosas, porque se cambian de casa o simplemente porque ya no lo quieren. Todo, sin tener plena conciencia de que se trata de seres vivos, que sientes y tienen necesidades, tal como un niño.

Claro que no todo es tan malo y feo porque paralelamente a la maldad que significa botar a una mascota, han aparecido muchas iniciativas de empresas y particulares que bajo el lema “adopta y no compres”, han hecho una verdadera cruzada en pos de estos inocentes. Es así como Pedigree en su sitio promueve la tenencia responsable y tiene un programa de adopción.

Y aunque parezca una moda esto de ser “animalista” o adoptar un animalito abandonado es beneficioso para los niños porque convivir con ellos, según los expertos, promueve el desarrollo físico, emocional, cognitivo y social tanto para los pequeños como para su entorno. Además, desarrolla el sentido de responsabilidad, algo que los papás deben incentivar porque al tratarse de un ser vivo, requiere de cuidados constantes.

Un niño que se cría junto a un perro, un gato, pajaritos o cualquier animal doméstico, ayuda a desplegar destrezas sociales basadas en el amor y el respeto, la paciencia, la empatía y el respeto. Por último, la convivencia con una mascota incentiva la sociabilidad y hace niños más alegres y menos sedentarios.

 

Comenta este post

cerrar